lunes, septiembre 03, 2012

Relajo de ritmo del CubeBlog

Tarde o temprano tenía que ocurrir.
Más de un año ha pasado desde que reinicié este blog y empecé a publicar diariamente en él. Desde un comienzo era evidente que no podría aguantar para siempre, pero durante mucho tiempo me he mantenido aquí escribiendo un artículo diario para todos ustedes. Reseñas, tutoriales, noticias... Tal vez no de la mejor calidad, pero aseguro que he trabajado mucho en sacar este blog adelante día a día.
Sin embargo, este blog no me da dinero y, como hobby, llega un punto en el que satura publicar diariamente una entrada. No digo que el blog vaya a desaparecer por completo, pero el ritmo de publicaciones que llevaba hasta ahora es imposible de mantener, sobre todo si quiero llevar a cabo otros proyectos probablemente más interesantes ya no sólo económicamente sino también personalmente.
No ha sido algo de la noche a la mañana, desde que estaba en Alemania estuve planteándome cuánto más podría aguantar este ritmo de publicación, y eso que la mayor parte de los posts que se publicaron durante esa época llevaban escritos un tiempo. Pero cualquiera que haya seguido el blog habrá ido notando el desgaste que he ido sufriendo, cómo hay posts escritos con bastante menos entusiasmo que en los primeros tiempos e incluso la presentación de estos ha ido empeorando cada vez más. Las cosas que prometí que haría como corregir los posts que no pude hacer bien en Alemania o cambiar la plantilla del blog no han ocurrido, y es que ya bastante tiempo diario dedico al blog.
Así que, lamentándolo mucho, me despido momentáneamente, no sin, una vez más, agradecer a todos los que me han seguido durante todo este tiempo. Como digo, dudo que este blog se cierre del todo, pero sí que el ritmo de publicación va a cambiar bastante. En unos días presentaré el nuevo planning cuando lo tenga claro.

domingo, septiembre 02, 2012

The CubesPaper, Número XLIII (02/09/2012)

Me tengo que disculpar hoy no sólo por las noticias sino porque no haya salido el artículo a la hora que le correspondía. Lo lamento mucho, ¡soy humano!

Serie regular de Morbius
El vampiro de Spiderman tendrá su propia serie de manos de Joe Keatinge y Rich Elson.
Más información: ActualidadComic

Whedon dirigirá serie de SHIELD
La nueva serie de acción real de Marvel se centrará en dicho grupo de espías.
Más información: ComicBookResources Alt1040

Se anuncia película de Metal Gear
Por fin Hideo Kojima ha vendido los derechos para un filme del popular videojuego.
Más información: Alt1040


sábado, septiembre 01, 2012

Problemas de oído

No, señores, todavía no me estoy quedando sordo (algo, en parte, increíble), pero lo cierto es que estos días tengo una otitis brutal en ambos oídos, por lo que mi "consumo" de material audiovisual se está reduciendo sólo a aquellas horas en que pueda encender los altavoces de mi ordenador sin que mis vecinos se mosqueen especialmente (ya que no puedo ponerme auriculares).
¿Y por qué les cuento eso? Para excusarme por el hecho de que eso me impide ver tantas películas, series o jugar a juegos como cuando tengo los oídos sanos, ya que no puedo aprovechar las horas de vigilia (que suelen ser las que más aprovecho para ello) en hacer estas cosas.
La semana que viene también tendré el mismo problema, pero espero que, teniendo en cuenta que tengo tiempo de aquí a la semana que viene de seguir viendo cosas, pueda volver a darles una semana entera de posts interesantes. Pero los posts de noticias, cómics, "desentrañando" o el tutorial de desarrollo web no tendrán esos problemas (no necesito escuchar nada para ellos).

viernes, agosto 31, 2012

(Reseña de película) Depredador

Ya que íbamos revisando la saga Alien antes de ver y reseñar Prometheus, he llegado al punto en que las próximas películas de la lista son aquellas de la saga Alien Vs Predator, pero, claro, esa saga es un crossover con la saga Predator, por lo que he decidido ver esta última antes de ver dicho crossover. La primera película sobre el extraterrestre cazador se estrenó en 1987 siendo dirigida por John McTiernan y protagonizada por Arnold Schwarzenegger.
Un grupo de soldados son enviados a Guatemala a rescatar a unos presos de las guerrillas, descubriendo que han sido engañados por su contratante, el agente de la CIA George Dillon. Sin embargo, el engaño de Dillon no será lo que más traerá de cabeza al equipo del mayor Alan "Dutch" Schaefer, ya que una extraña criatura capaz de camuflarse con la jungla se ha propuesto cazarlos a todos uno por uno.
La verdad es que la película me ha aburrido soberanamente. Tuve que verla de varias veces porque pegármela del tirón era una tortura demasiado grande. Desde que comienza la acción de la película, tras los primeros veinte minutos, la película es sólo acción, acción y más acción de una manera completamente descerebrada. No hay exploración de personajes, no se intenta conocer nada sobre el monstruo, ni siquiera hay giros de argumento interesantes, sólo escenas de acción interminables y confusas (en la mayoría de los casos es difícil saber qué está pasando) que hacen bostezar. Y, por supuesto, en una contínua escena de acción no hay sitio para interpretar, así que no se puede saber si los actores habrían hecho un buen trabajo.
Los efectos especiales, para la época, están bastante bien, aunque creo que en algún caso se quedan un tanto pobres, considerando otras películas de la época. Aunque tal vez el problema sea el concepto tan humanoide del depredador, que parece más un humano mutado que una criatura extraterrestre (al estilo de tantos extraterrestres humanoides que hay en distintas sagas), mostrándose incluso claramente el hecho de que tiene cinco dedos en cada mano.
También falta un poco de exploración del concepto del depredador, concepto que conozco por cultura popular, pero que en esta película no se explica demasiado. De hecho, salvo que uno tenga la astucia de unir la mini-escena inicial (si se puede llamar escena) con el resto de la película, uno ni se plantea que pueda ser extraterrestre.
Una película, en mi opinión, bastante pobre, que no entiendo cómo pudo convertirse en un referente tan importante con el tiempo. Espero que las siguientes de la saga sean mejores.

jueves, agosto 30, 2012

Cine + Food 3

Desde hace un par de años se viene celebrando en la capital de la provincia de Las Palmas de Gran Canaria un evento llamado Cine + Food que consiste en, tal como su nombre indica, la exposición de películas al aire libre (en su mayoría) mientras se puede probar en una serie de puestos de comida de distintas partes del mundo.
De este modo, durante los días 30 y 31 de agosto y 1 y 2 de septiembre, aquellas personas que se encuentren en la isla podrán visitar el Parque Santa Catalina, lugar donde se celebra este evento, cuya primera reproducción comienza a las 17:00 y la última a las 23:00 de cada uno de los días.
Pero este año, además, el Cine + Food apuesta por la cultura al permitir a los asistentes al evento poder visitar el  Museo Élder de la Ciencia y la Tecnología por el bajo precio de 1 €, teniendo además la oportunidad de visionar alguno de los documentales 3D que ofrece el museo por sólo 2 €.
Así que, para aquellos interesados que se encuentren en la isla, podrán encontrar el programa en su página oficial. Yo supongo que me daré algún que otro paseo por allí, así que, ¡por allí nos vemos!

miércoles, agosto 29, 2012

(Reseña de cómic) The New 52: Green Lantern #1-6

Hace un par de semanas que no reseñaba ningún cómic, pero aquí estoy de vuelta con otra de las primeras tramas de los nuevos 52 de DC, en este caso la trama Sinestro de la serie Green Lantern, guionizada por Geoff Johns y dibujada por Doug Mahnke (salvo el número 6, dibujado por Mike Choi).
Una vez más, los Guardianes han dejado a Hal Jordan sin anillo de poder debido a su falta de disciplina, mientras que, sorprendentemente, Sinestro ha vuelto a ser elegido por un anillo verde como su nuevo portador. Sabiendo que el planeta Korugar, planeta natal de Sinestro, ha sido esclavizado por su ex-ejército, los Sinestro Corps., Sinestro decide entregar un anillo creado por él mismo a Jordan para que le ayude a liberar Korugar, una alianza para nada fácil de llevar.
En mi opinión, una de las series más interesantes de estos nuevos 52. El propio concepto de la saga es bastante bueno, y su desarrollo es casi impecable, mostrando cómo Linterna Verde sigue siendo uno de los personajes cuyas historias más suelen mimar los guionistas.
Desgraciadamente, volvemos al problema de los nuevos 52 que no han sido completamente reiniciados: no sabemos qué y qué no ha pasado. Y no se molesta en intentar explicar correctamente a los nuevos lectores cómo funcionan los poderes de los Linternas Verdes, así que no se convierte en un punto de partida bueno sino que exige que el lector conozca algo de los personajes.
También es interesante ver cómo empiezan a prepararnos para algún evento futuro (sospecho que el evento crossover de los Linternas Verdes que he leído por ahí que se iba a hacer, pero no me he informado demasiado) pero sin tener que hacer como en la colección homónima de Batman, donde el prepararnos para el evento nos dejó una saga bastante pobre.
Por otro lado, el dibujo de Mahnke es muy bueno y ayuda mucho a seguir la trama, aunque, por contra, el dibujo de Choi me parece bastante peor (lo cual no significa malo, pero se nota un bajón con respecto al anterior dibujante).
Una de las series de los nuevos 52 que más recomiendo de momento, aunque sólo a aquellos que conozcan al personaje mínimamente (ver la película de actores o, mejor, la película Green Lantern: First Flight, debería bastar para comprenderla).

martes, agosto 28, 2012

Tutorial de desarrollo web, Parte XLII: Eventos (IV)

Otra semana más aquí, siguiendo con el tema de los eventos que tuvimos aparcado durante unas semanas y que la semana pasada rescatamos. Esta semana vamos a ver el último modo de incluír eventos en nuestro código, y si la semana pasada lo hacíamos a través de una propiedad del objeto elemento, esta vez lo haremos a través de un método.
Retomemos el código de ejemplo de la semana pasada. En primer lugar, el código HTML:

<input type="submit" value="Aceptar" id="aceptar"/>

Luego veamos el código JavaScript:

var botonAceptar = document.getElementById("aceptar");

Como vimos la semana pasada, ahora en la variable "botonAceptar" está contenido un objeto de tipo "elemento HTML", gracias al cual podemos acceder a todos los atributos de la etiqueta HTML como propiedades del objeto. Sin embargo, como aprendimos hace unas semanas, los objetos también tienen métodos, y precisamente vamos a usar un método ahora:

function aceptar()
{
   alert("Usted ha aceptado.");
}
botonAceptar.addEventListener('click', aceptar, false);

Este código puede parecer bastante confuso, pero en realidad es bastante simple, así que vamos a ir paso a paso:
  • Lo primero que hacemos es crear la función que le vamos a asignar al evento. En este caso nuestra función se llama "aceptar()" y sólo contiene un "alert".
  • En segundo lugar llamamos al método "addEventListener" del objeto "botonAceptar", el cual añade un  "listener" u "oyente" al objeto. ¿Qué es un "oyente"? Básicamente es una instrucción que mantiene al objeto activo en caso de que se produzca un evento en concreto, en cuyo caso comunica dicho evento con la función. Como podréis imaginar, hasta ahora habíamos creado oyentes, pero no lo habíamos llamado como tales. Finalmente, hablemos de los tres parámetros de la función.
    • En primer lugar, el nombre del evento como una string. En el caso del "addEventListener", los eventos tienen nombres distintos a los que tenían como atributos de HTML, aunque en la mayoría de los casos (si no en todos) nos vale con quitarles la palabra "on".
    • En segundo lugar, el nombre de la función ya creada. También cabe la posibilidad de crear una función aquí, pero eso lo veremos más abajo.
    • Finalmente, un booleano del que tendríamos bastante para hablar, así que eso será en otra ocasión. De momento, pongámoslo a true.
Como he mencionado hace un momento, cabe la posibilidad de incluir la función dentro del propio método "addEventListener()", de modo que el código anterior podría quedar así:

botonAceptar.addEventListener('click',
  function()
  {
      alert("Usted ha aceptado.");
  },
  false);

Todas estas variantes que estamos viendo son válidas tanto unas como otras, aunque gracias al booleano final de este método tenemos mucho más control sobre el evento que en los códigos vistos hasta ahora, aunque eso lo veremos la semana que viene. Pero, como digo, por el resto, incluir la función fuera o dentro es a gusto del consumidor, como lo vean más claro.
Anotar también que este código que hemos aprendido hoy no funcionará en Internet Explorer, así que tendremos que aprender un truco nuevo, que también veremos la semana que viene. Y sé que hoy el post ha sido corto, pero estos días no estoy teniendo demasiado tiempo, pero bueno, avanzamos sin pausa pero sin prisa.

EJERCICIO

Una vez más, el ejercicio de hoy va a ser repetir el último ejercicio, ahora usando este nuevo método. Recomendaría probarlo tanto poniendo la función dentro del "addEventListener" como fuera, para que se acostumbren a ambas maneras y vean cual les cuadra más.