viernes, agosto 05, 2011

Cómics históricos: Amazing Fantasy Nº15

A día de hoy, para nadie es desconocido el personaje de Spiderman, rara es la persona que no es capaz de nombrar mínimo tres enemigos del trepamuros, y casi todo el mundo conoce su famoso lema "todo gran poder conlleva una gran responsabilidad". Pero no siempre ha sido así, ya que Spiderman, como toda persona, ficticia o no, tuvo un nacimiento. Y el del trepamuros nos lleva a agosto de 1962 con la publicación del Amazing Fantasy Nº15.
En realidad, deberíamos volver un poco atrás en el tiempo para comprender en su totalidad el origen del lanzarredes. Por esta época, Stan Lee había empezado a publicar sus series superheróicas, algunas con serie propia (los 4 Fantásticos, Hulk...), otras en antologías (Iron Man, Thor...) que le habían supuesto un éxito alarmante, y por ello el escritor quiso plantearse un nuevo reto: hasta ahora todos los héroes habían sido hombres adultos cuyas vidas eran "fáciles" y sólo solían encontrar dificultades cuando se ponían el traje, mientras que los adolescentes siempre eran relegados a ser los compañeros de los héroes (Robin, Bucky, Supergirl, la Antorcha Humana, etc.). Por eso, Stan Lee quiso hacer un superhéroe atípico: un superhéroe adolescente que tuviera los problemas de cualquier persona normal y que, además, tuviera que hacer de superhéroe. Por supuesto, a su editor, Martin Goodman, no le hizo ninguna gracia la idea del escritor, hasta que llegaron a un acuerdo: la historia de Spiderman se publicaría en el último número de la decayente colección Amazing Adult Fantasy, ya que al ser su último número, no importaría si a la gente le gustara o no. Al menos, Lee logró que le quitaran el "Adult" del título, y la revista salió con el nombre Amazign Fantasy #15.
De este modo, con Stan "The Man" Lee en el guión y Steve Ditko a los lápices (y con una pequeña aportación para la portada de Jack "The King" Kirby), la primera historia de Spiderman se publicó. Es una historia que todos conocemos muy bien: Peter Parker, un muy buen estudiante pero pésimo socialmente hablando, que vive con sus tíos ya que sus padres murieron cuando él era pequeño, es picado por un araña radioactiva que le concede poderes, los cuales comienza a usar para ganar dinero en la lucha libre hasta el día en que un ladrón que él mismo había dejado escapar unos días atrás asesina a su tío, lo cual le enseña la lección de que "todo gran poder conlleva una gran responsabilidad". Supongo que no hará falta decir que la historia fue un exitazo que le costó unos meses más tarde lograr su propia serie propia, The Amazing Spider-Man, y con el tiempo, más series de cómics, de animación, películas y todo tipo de merchandising.
Pero, ¿por qué el éxito de Spiderman? ¿Qué lo ha llevado a ser uno de los personajes más icónicos de Marvel además de uno de los héroes más queridos del público? Como ya he dicho antes, Spiderman era un héroe atípico, era un héroe humano. Y no sólo por tener problemas económicos, sociales o académicos, que también, pero lo que le hacía humano es que tomaba decisiones humanas. Otros héroes conseguían poderes (o ni siquiera eso) y, de forma completamente altruísta, decidían usarlos para combatir el crimen. Spiderman hizo lo que cualquiera de nosotros habría hecho: sacar tajada de ellos. No se convirtió en un villano o en un héroe, como todos los personajes que hasta la fecha acostumbraban aparecer por las páginas de estas revistas, Spiderman simplemente intentó vivir como una persona más, y cometió errores, y estos errores tuvieron consecuencias. Todos los demás héroes son héroes por naturaleza, creen de verdad en lo que hacen y ni siquiera se plantean por qué luchan, mientras que Spiderman es un héroe "por obligación", sabe las consecuencias que tiene no actuar y por ello actúa. Tal vez sea algo menos heróico y altruista, pero todos pudimos identificarnos mejor con Peter Parker que con Kal-El o Reed Richards.
Por eso, el Amazing Fantasy #15 es uno de esos cómics que merece ser recordado, aunque sólo sea por la primera de las historias, hasta el punto que es uno de los pocos orígenes que nunca nadie se ha atrevido a modificar salvo por pequeños detalles (cambiar la araña de radioactiva a alterada genéticamente y similares), ya que la esencia de todo el personaje se resume en estas páginas, y en la (ya repetida dos veces en este artículo, pero, ¿qué diablos?, digámosla una vez más) famosa frase: "Todo gran poder conlleva una gran responsabilidad".

1 comentario:

Naota Nandaba Kasugano dijo...

No es que sea un experto en la materia, pero pocos orígenes de super héroes es tan realista como el de Spiderman.
Y pocos héroes tienen tantos problemas como otros, algunos su rollo no va más allás de ser descubierta su identidad secreta, pero es que este hombre entre los problemas con MJ, y que JJ lo tiene demonizado...