jueves, diciembre 22, 2011

(Reseña de cómics) Ultimate Comics Spider-Man Vol.2 #1-5

El evento que ocasionó el reinicio de la numeración de todas las series Ultimate fue el desastrozo Ultimate Death of Spider-Man, donde la versión Ultimate de Peter Parker falleció tras un último enfrentamiento con los Seis Siniestros. Entre las colecciones que reiniciaron numeración se encontraba la serie del arácnido, presentándonos a un nuevo personaje, Miles Morales, el cual se convertirá en el nuevo trepamuros de este universo, y ya esta semana ha llegado la conclusión de su primer arco argumental, donde nos muestran el origen de este nuevo personaje.
Mimetizando la historia de Parker, el primer número de esta nueva versión comienza casi exactamente igual que el anterior, con Norman Osborn contando el mito de Aracne, para luego ver cómo la versión Ultimate del Merodeador entra en el laboratorio de Osborn para robar una misteriosa caja roja, sin saber que con él se lleva un "polizón", una araña que, una vez en su casa, picará a su sobrino, concediéndole poderes arácnidos, como ya hizo en su día con Parker. Miles Morales, el "afortunado" que ha recibido los poderes, en un comienzo está muy asustado con este asunto, pero la excitación de su mejor amigo, Ganke, sobre el tema, y la sorpresiva muerte del anterior héroe en tener su mismo origen, hacen que Morales se anime y decida ponerse un traje y tomar el relevo de Peter Parker, sin imaginarse lo complicada que era la vida del muchacho en cuestión.
Todavía a día de hoy, casi doce años tras el estreno de esta serie, Brian Michael Bendis sigue siendo el guionista de la serie del trepamuros, lo cual, en su gran mayoría ha sido para bien (algún que otro arco argumental ha sido desechable, pero en su mayoría ha mantenido una buena línea). Sin embargo, la propia inclusión de un nuevo Spiderman es algo que, de por sí, queda un poco fuera de lugar y pierde bastante sentido. Además, todo el transfondo del personaje, sus problemas y su sentido de culpabilidad, aunque en parte se puedan reflejar de alguna manera en este nuevo personaje, no se sienten igual, de modo que para los fans de Spiderman dudo que funcionen del todo bien. Y, considerando que Spiderman fue el primer héroe sobre el que se escribió en la línea Ultimate, por mucho que sea una línea en la que se permitan todo tipo de "experimentos"... no me sorprendería mucho que en menos de dos años volvamos a tener a Parker rondando por aquí.
Por otro lado, si lo tomamos como un héroe completamente nuevo, el origen, aunque un poco lento, tiene buena pinta, aunque el "alguien que me cae bien se va a convertir en uno de mis peores enemigos" como tiene la pinta que ocurrirá con el Merodeador es una historia tan vieja como los propios cómics (Dos Caras, Estrella Zafiro, Magneto... por decir algunos que se me ocurren a bote pronto). Sin embargo, las reacciones de Morales y Ganke frente a la situación, por un lado, y el cómo el mundo se tome que alguien nuevo se haya puesto el traje de Spiderman e intente hacerse el héroe (siendo "es de mal gusto" una de las frases más repetidas del cómic) están bastante bien hechas, e incluso te llegas a emocionar tras un par de episodios cuando por fin la tía May o Gwen Stacy hacen algún pequeño cameo. Pero tampoco es que sea una joya, habrá que dejar que pase un poco el tiempo y ver los primeros enfrentamientos de Miles Morales con varios supervillanos, entre ellos su propio tío, como se anuncia para el episodio 6 (aunque ya se haya visto las caras brevemente con Electro).
Respecto al arte de Sara Pichelli, reconozco que desde que Mark Bagley abandonó Ultimate Spider-Man, ninguno de los artistas que han pasado por la serie me han transmitido la misma frescura que él (que no significa que sean malos), y lo mismo oscurre con Pichelli, aunque no se puede decir que no haya hecho un buen trabajo, sólo que los trepamuros son personajes cuyos gráciles movimientos son difíciles de plasmar (¡Bagley, te queremos... aunque todas las caras las dibujes igual!).
En conclusión, una introducción de un nuevo personaje que, aún siendo digna, me da mis reparos, ya que para disfrutarla tendríamos que intentar quitarnos de la cabeza todos los conceptos que tenemos hasta la fecha del personaje y prepararnos para algo completamente nuevo. Que no digo que sea malo, pero no es fácil de lograr. Seguiré atento a esta serie para descubrir qué ocurre.

No hay comentarios: