lunes, abril 09, 2012

Desentrañando... El Átomo

El primer Átomo fue Albert "Al" Pratt, un muchacho del que abusaban en el colegio debido a su corta estatura, hasta que empezó a entrenar con el ex-boxeador Joe Morgan, a partir de entonces empezando a enfrentarse al crimen bajo dicha identidad secreta, llegando incluso a formar parte de la primera formación de la Sociedad de la Justicia de América y del All-Star Squadron. Además, un par de accidentes con energía nuclear le darían habilidades superhumanas además de inmunidad a la radiación. Al se acabaría retirando junto al resto de la JSA tras la II Guerra Mundial, viviendo una vida pacífica junto su esposa Mary Janes, hasta que, años más tarde, dicho equipo se reuniera para luchar codo a codo con la JLA.
En la Liga de la Justicia de América también apareció un nuevo Átomo, esta vez respondiendo al nombre de Raymond "Ray" Palmer, un físico que descubrió unas lentes hechas con materia de estrella enana blanca que servían para encoger cualquier cosa, aunque todo lo que se encogiera explotaría, hasta que, en una expedición de espeleología, Palmer se vio obligado a encogerse a sí mismo, pero no explotó, y tras muchos experimentos Ray llegó a la conclusión de que debía ser por algo que existía en sus genes.
Gracias a una serie de equipamiento que se construyó, todo con la misma base que las lentes, Ray ganó una serie de habilidades para poder encogerse en cualquier momento, llevar siempre un traje que sólo sería visible en su manera encogida, disminuir su peso para poder volar o incluso viajar a través de los cables telefónicos. De este modo, y ayudado por su novia Jean Loring, Ray comenzó su carrera como el nuevo Átomo, superhéroe de Ivy Town, donde se ha enfrentado a enemigos tan variados como Floronic Man, el Bandido de Ojos de Insecto o su archienemigo, Chronos, el Bandido del Tiempo. Ray incluso se convirtió en un miembro habitual de la Liga de la Justicia, con quienes se alió habitualmente, convirtiéndose el Hombre-Halcón en uno de sus mejores amigos.
Ninguno de los dos Átomos tendrían mucha suerte, ya que Al Pratt murió durante los eventos de la Hora Cero, asesinado por Extant mientras que Ray, tras divorciarse de su esposa Jean, acabaría viéndola perder la cabeza y convertirse en una villana, asesinando a Sue Dibny, esposa del Hombre Elástico, y, indirectamente, a Jack Drake (padre del tercer Robin) y al Capitán Búmeran, revelación tras la cual Ray se encogió a tamaño subatómico y desapareció durante más de un año.
Durante este tiempo en el que no había Átomo, Ryan Choi, el protegido de Ray, encontró los aparatos que su mentor usaba, convirtiéndose él en el nuevo Átomo, el cual también se unió a la búsqueda de Ray cuando los Monitores decidieran que era el único capaz de detener el Gran Desastre, mientras Ray, tras los eventos de la Crisis Infinita, había tomado el lugar del fallecido Átomo de Tierra-51. Ray volvería con sus antiguos compañeros e incluso haría equipo en alguna ocasión con su sucesor, hasta el día en que Ryan sería asesinado, convirtiéndose Ray nuevamente en el único Átomo.

Lecturas recomendadas:
All-American Comics #19
Showcase #34
Zero Hour: Crisis In Time
Identity Crisis
DCU: Brave New World
Countdown to Final Crisis

No hay comentarios: